• Gabriel Rodrigues

Mantenimiento Predictivo, Preventivo y Correctivo: ¡Entienda sus diferencias!

Es muy importante saber la diferencia de mantenimiento predictivo, preventivo y correctivo, además es necesario que sepas cuándo usar cada tipo.


Una empresa, que trabaja con prestación de servicios, no puede dejar de dar atención especial para los mantenimientos.


La idea es ahorrar y reducir costos, para que tu empresa gaste apenas con buenas inversiones y no en errores que pueden ser previstos.


El monitoreo frecuente del funcionamiento de máquinas, equipos y piezas es un método muy eficaz para evitar posibles interrupciones en las líneas de producción.


Entonces, puedes ver lo importante que es la gestión del mantenimiento. Y para que suceda de manera efectiva, es necesario comprender la diferencia entre mantenimiento predictivo, preventivo y correctivo.


¡Si tienes esa duda, basta continuar leyendo este artículo!


Tipos de mantenimiento:


Es muy importante entender cómo se divide el mantenimiento, para que el gestor no se equivoque y sepa cuál es el mejor para aplicar, en el momento y en el equipo correcto.


Aquí en la imagen debajo, tenemos la siguiente estructura:





Los tipos de mantenimientos se pueden dividir en:


  • Mantenimiento planificado, que se subdivide en predictivo, preventivo y correctivo;

  • Mantenimiento No Planificado.

Para que no queden dudas, te voy a explicar cuales son los tipos de mantenimiento en la práctica y cuál es la diferencia entre ellos.

Mantenimiento predictivo:


El mantenimiento predictivo es el seguimiento periódico de equipos o máquinas, a través de datos recopilados mediante inspecciones.


Las técnicas más comunes utilizadas para el mantenimiento predictivo pueden ser: análisis de vibraciones, ultrasonido, inspección visual y otras técnicas de análisis no destructivo.


Es un proceso que cuenta la vida útil de los componentes de las máquinas, equipos y las condiciones para que este tiempo de vida sea bien aprovechado.

Puede ser comparado a una inspección para acompañar las condiciones de los equipos.

Los objetivos al realizar el mantenimiento predictivo son:

  • Lubrificaciones periódicas;

  • Revisiones sistemáticas de los equipos;

  • Los planes de calibración de instrumentos;

  • Los planes de inspección de los equipos;

  • Históricos o recomendaciones de fabricantes;

El mantenimiento preventivo también se puede realizar dependiendo del estado del equipo, como reparación de defectos, renovaciones o revisión general.

Mantenimiento correctivo:


Como su propio nombre lo dice, sirve para corregir un defecto.


El mantenimiento correctivo ocurre cuando el equipo ya se encuentra con una pieza irregular, presentando algún mal funcionamiento y necesita ser reemplazado.


Este mantenimiento puede ser necesario en dos situaciones: cuando surge una falla inesperada o cuando se detecta una falla que podría generar un problema mayor en el futuro.


Por lo tanto, podemos dividir el mantenimiento correctivo en dos subtipos: el correctivo planificado y el correctivo no planificado.


El mantenimiento correctivo planificado, no es más que el monitoreo de una máquina, con el fin de corregir cualquier error que pueda aparecer. Todo está planeado.

El mantenimiento correctivo no planificado ocurre después de la identificación de un error o problema. Este tipo de mantenimiento implica altos costos, en relación al mantenimiento correctivo planificado.

Sin embargo, el mantenimiento correctivo también se puede utilizar como una forma eficiente de evitar rehacer trabajos; después de todo, acorta el tiempo de ejecución de la tarea y evita interrupciones inesperadas en la producción.


Diferencias entre mantenimiento predictivo, preventivo y correctivo:


Ahora que hemos visto qué son los tipos de mantenimiento y cómo aplicarlos mejor en tu empresa, veremos la diferencia entre cada uno.


Y así, no habrá más dudas. ¿Vamos?

Mantenimiento preventivo vs Correctivo:


Sabemos que el mantenimiento correctivo se realiza normalmente tras la ocurrencia de una falla o incapacidad productiva de un equipo o instalación.


Un porcentaje significativo de este daño se puede evitar si el responsable de mantenimiento tiene en cuenta el mantenimiento preventivo de este equipo.


El mantenimiento correctivo tiene un impacto financiero mayor que el mantenimiento preventivo.


Dado que puede implicar una suspensión prolongada de la actividad de maquinaria y equipo, puede incluso provocar la indisponibilidad de una línea de producción u otro servicio.


La principal ventaja de contar con un plan de mantenimiento preventivo es poder prevenir todas estas situaciones, sustituyendo a tiempo los componentes utilizados, conservando y restaurando todas las piezas necesarias.


Para ello, el gestor debe organizar en una hoja de cálculo, o en otra herramienta, las principales métricas e información que necesita seguir para poder realmente ejecutar una gran planificación:


  • Mejorar el estado técnico y operacional de los equipos;

  • Reducir la degradación y los riesgos de degradación de los equipos;

  • Programar los trabajos de prevención;

  • Realizar las reparaciones en condiciones favorables a la operación;

  • Reducir costos;

  • Prolongar la vida de los equipos.

Un plan de mantenimiento preventivo es ideal cuando el gestor de mantenimiento es capaz de evitar cualquier defecto en su equipo, o es capaz de predecir y programar para que esta falla tenga el menor impacto posible en el cliente.

Mantenimiento Preventivo vs Predictivo


El mantenimiento preventivo, como ya hemos dicho, está programado y se realiza en un horario predeterminado, permite la identificación temprana de problemas, reduce la necesidad de gastos y permite una mejor planificación de los presupuestos.

En el mantenimiento predictivo, los programas se basan en el estado real del equipo y la determinación de cuándo se debe realizar el mantenimiento para minimizar los costos.


Mantenimiento Predictivo vs Correctivo:


El problema de depender únicamente del mantenimiento correctivo es que, con el equipo o el vehículo dañado, la empresa dejará de generar ganancias durante el tiempo que permanezca inactivo por la reparación.


El mantenimiento predictivo viene a prevenir esto, junto con el mantenimiento preventivo.


Le mostrará al técnico dónde está la falla o dónde puede ocurrir específicamente, ya que utiliza técnicas como ultrasonido, análisis de vibraciones, entre otras, como se mencionó anteriormente.


A la hora de gestionar el mantenimiento, evidentemente, el trabajo será un poco más intenso para todos, pero sin duda los resultados mejorarán.


Después de todo, el mantenimiento predictivo, preventivo y correctivo son fundamentales para el buen desempeño de un buen trabajo tanto por parte del equipo como del gestor.


36 vistas0 comentarios
ads_Prancheta 1 cópia.png